Texto LuxMoment  Fotos: Eduardo Diéguez, Henry Hefner, DYDPPA     2021 08 04

Swinging, BDSM o facesitting, ¡sal de dudas con este diccionario sexual! 

JOYclub, comunidad basada en la sexualidad liberal, ha decidido recopilar unos cuantos términos en un diccionario sexual para aquellas personas de habla hispana que les gusta ampliar su vocabulario más allá de lo que ofrece el castellano

 

  • Aprende el significado de palabras como anilingus, bangover o fisting para ampliar tu vocabulario sexual de prácticas menos comunes.

  • “Además de ampliar vocabulario, conocer estos términos puede ayudarte a ampliar tus horizontes sexuales probando nuevas prácticas que pueden resultar de los más placenteras”

El castellano cuenta con más de 90.000 palabras, sin embargo, esto no parece suficiente para los hispanohablantes que utilizan muchos más términos que no están recogidos en la ‘biblia’ de la lengua española. Muchas de estas palabras provienen del inglés y algunas de ellas están relacionadas con el mundo de la sexualidad.

JOYclub, comunidad basada en la sexualidad liberal, ha decidido recopilar unos cuantos términos en un diccionario sexual para aquellas personas de habla hispana que les gusta ampliar su vocabulario más allá de lo que ofrece el castellano:

  • BDSM. Estas siglas definen a un conjunto de prácticas sexuales alternativas de consentimiento total de los participantes: Bondage, Dominación, Sumisión y Masoquismo. Como extra en esta definición, el bondage es la inmovilización de una persona con cuerdas, telas, cadenas o esposas.

  • Facesitting. Su propia palabra lo define: Face (cara) y sitting (sentarse). Se trata de una práctica en la que uno de los miembros de la pareja se sienta sobre la cara del otro – de frente o de espaldas, ¡para gustos los colores! – con el fin de estimular sus genitales con la boca y/o con la mano.

  • Swinging. Es el sinónimo del intercambio de pareja, es decir, cuando dos personas que tienen una relación deciden abrir la misma para ampliar horizontes en materia de sexualidad conociendo otras parejas.

  • Anilingus. Seguro que has utilizado el término ‘cunnilingus’ que no es más que la estimulación de los genitales femeninos mediante la boca. El anilingus es lo mismo pero se centra en el ano, lo que se conoce como beso negro.

  • Bangover. Esta palabra proviene de hangover, resaca en inglés, y no es más que eso, ese malestar que sientes después de una noche de sexo de lo más intenso. Solamente hace referencia al ‘dolor’ que sientes tras varias horas consecutivas de solo sexo en pareja, nada de terceras personas.

  • Teabagging. Este término hace referencia al acto sexual por el cual el hombre coloca su escroto en la boca de su pareja realizando un movimiento dentro y fuera de la cavidad bucal, como si fuera una bolsa de té que sumerges en una taza.

  • Fisting. Se trata de una práctica sexual bastante extrema – que se recomienda hacer con unos cuidados previos como la limpieza o uso de lubricante y guantes de látex – que se basa en introducir la mano en forma de puño de forma total o parcial en el recto o la vagina.

“Además de ampliar vocabulario, conocer estos términos puede ayudarte a ampliar tus horizontes sexuales probando nuevas prácticas que pueden resultar de los más placenteras. Debemos abrir la mente y conocer que existen más formas de entender la sexualidad, todas ellas igual de válidas, y estos términos no son más que unos ejemplos”, concluye Manuel Binternagel, portavoz de JOYclub.

_DYD3541_1.jpg
dyd_mc2_170609ED2013546
dyd_mc2_170609ED2013546

press to zoom
dyd_mc2_170610HW2013696
dyd_mc2_170610HW2013696

press to zoom
dyd_mc2_170609ED2013500
dyd_mc2_170609ED2013500

press to zoom
dyd_mc2_170609ED2013546
dyd_mc2_170609ED2013546

press to zoom
1/4