Textos Miriam Vega Rodríguez y fotos: Redes

Malas influencias en las redes para los trastornos alimentarios

Lily Rose M., una joven que se ha recuperado de una anorexia nerviosa, está recogiendo firmas en Change.org 
dirigida a los CEO de Twitter, YouTube, Twitch e Instagram, para evitar que existan influencers con trastornos alimenticios como por ejemplo la estadounidense Eugenia Cooney, que ha acumulado más de 2 millones de seguidores en las plataformas de redes sociales. 
Según narra la joven, Eugenia podría ser una enferma de anorexia nerviosa, un trastorno alimentario con la tasa de mortalidad más alta de todas las enfermedades mentales. Su apariencia física empeora cada día, y según ha declarado la propia Eugenia, "pesa 38,8 kg con una altura de 170 cm" por lo que su Índice de masa corporal estimado es de 13,1. Según la escala del IMC, una puntuación por debajo de 18 se considera bajo peso. "Dada esta información, está claro que Eugenia sufre un trastorno alimentario que amenaza su vida y, en este momento, niega que necesite ayuda", pues ignora a quienes la alertan de su problema de salud o los califica como haters, subraya Lily. Por eso piden que no la dejen hacer directos ni colgar videos hasta que no se cure, dada la influencia que está teniendo actualmente en el mundo, donde se estima que el 9% de la población padece un trastorno alimentario. "Es triste saber que muchos jóvenes admiran a Eugenia y desean verse como ella: demacrados".
Es por ello que piden a YouTube, Twitch, Twitter e Instagram que intervengan y asuman un papel activo en la eliminación temporal de Eugenia de dichas plataformas mientras recibe la ayuda que tanto necesita, pues estas plataformas presumen en sus condiciones de "no permitir contenido que fomente actividades peligrosas o ilegales que corran el riesgo de sufrir daños físicos graves o la muerte".
La autora de esta petición de firmas sufrió anorexia nerviosa desde los 12 a los 24 años, después de numerosas estancias hospitalarias en el Programa de Trastornos de la Alimentación. Después se dio cuenta del impacto de sus publicaciones en redes a sus seguidores, que eran un 0,20% que los de Eugenia Cooney. 

Enlace:
https://www.change.org/p/youtube-remove-eugenia-cooney-from-youtube-twitch-instagram